googled7f5afa4c62c5bad.html
top of page

Esketamina: una nueva alternativa para la depresión mayor.

Actualizado: 20 dic 2022

Una buena alternativa para tratar la depresión ha aparecido en el campo de la salud mental, la psiquiatría y la psicología. El tratamiento con esketamina, un antidepresivo de pulverización nasal propone una opción para los pacientes que han tenido resistencia a los tratamientos más comúnmente expandidos.


Para algunas personas el nuevo tratamiento ha sido catalogado como revolucionario, ya que le puede entregar al paciente la posibilidad de vivir sin la experiencia depresiva por primera vez en su vida.


¿Qué es la depresión?

La depresión es una enfermedad psicológica, que por lo tanto se padece y no se elige. Las personas que padecen esta enfermedad no pueden salir de ella por sí solos, sino que necesitan trabajarla con profesionales de la salud mental como los psicólogos o los psiquiatras.

Según datos del Minsal, esta enfermedad tiene una prevalencia de 6,2% en el país, siendo la patología más frecuente dentro de los problemas de salud mental.



Algunas de sus características son las siguientes:

  1. Disminución importante del interés en las cosas que se hacen, durante gran parte del día o todo el día.

  2. Estado de ánimo deprimido o triste durante la mayor parte del día, durante casi todos los días.

  3. Pérdida importante de peso o aumento importante de peso sin hacer dieta (ej.: modificación de un 5% de peso corporal en un mes)

  4. Insomnio o hipersomia.

  5. Fatiga o pérdida de energía.

  6. Sensaciones de inutilidad o culpabilidad excesiva.

  7. Disminución de la capacidad para pensar o concentrarse.

  8. Pensamientos suicidas.

En la actualidad los tratamiento más adecuados para tratar los episodios depresivos son la psicoterapia (terapia cognitivo conductual, sistémica u otras) junto con un tratamiento farmacológico.


El medicamento esketamina es un avance significativo del tratamiento farmacológico, que ha sido recientemente aprobada en Estados Unidos por la FDA y la Unión Europea después de años de estudios.


Esta droga es derivada de la ketamina, un analgésico que ha sido utilizado durante muchos años para el tratamiento de la depresión. La esketamina es una versión más potente que la ketamina y está enfocada en pacientes resistentes a los tratamientos convencionales de la depresión, es decir está pensada específicamente para aquellas personas a las que los fármacos convencionales no las han podido ayudar.


El fármaco esketamina, como la ketamina, tiene el potencial de alterar la percepción del paciente durante las primeras dos horas después de su uso, por eso debe ser administrada en un contexto clínico. Sin embargo el tratamiento está pensado para pacientes ambulatorios.


El paciente se aplica vía intranasal 3 dosis del spray con un intervalo de tiempo de 5 minutos entre cada aplicación, bajo la supervisión médica. Luego el paciente debe permanecer en la clínica u hospital bajo observación hasta que los potenciales efectos secundarios pasen.


Este fármaco, enfocado en la depresión resistente al tratamiento, debe ser utilizado de forma conjunta con los antidepresivos convencionales. La esketamina provee de un rápido alivio de los síntomas mientras los otros medicamentos hacen efecto.



¿En quién se recomienda el uso de esketamina?


Actualmente se recomienda en paciente con depresión resistente al tratamiento, o sea personas que han intentado al menos dos antidepresivos previos, por al menos 6 semanas cada uno y no han experimentado una mejoría de al menos un 50% en su estado de ánimo.


Para este tipo de pacientes sentir que tienen la posibilidad de experimentarse a sí mismos sin estar deprimidos les entrega esperanzas sobre la posibilidad de mejorar con los tratamientos adecuados, lo que disminuye el sufrimiento y el riesgo suicida.


Los tratamientos antidepresivos comunes logran la mejoría de los pacientes con una velocidad lenta. En general se demoran algunas semanas en que el paciente perciba algún cambio en las sensaciones depresivas. La esketamina sin embargo tiene un impacto inmediato en las células del cerebro, ofreciendo un alivio de los síntomas depresivos en sólo horas.


Por otra parte este fármaco disminuye los pensamientos suicidas, que son uno de los síntomas más dolorosos y peligrosos relatados por los pacientes. La vida les pesa tanto que no vale la pena continuar.


Los antidepresivos comunes pueden aumentar los pensamientos suicidas al comienzo del tratamiento, especialmente en niños y adolescentes y adultos jóvenes.


La esketamina es la única droga hasta el minuto, junto con el litio, que ha probado disminuir los pensamientos suicidas.


Además este fármaco ha demostrado ser efectivo en el tratamiento de la depresión resistente, que es algo que afecta al 33% de los pacientes tratados con antidepresivos convencionales.


Aparte de la esketamina está aprobada una combinación de olonzepina y fluoxetina para el tratamiento de la depresión resistente, sin embargo el tratamiento con olonzepina y fluoxetina tiene más efectos secundarios, como el aumento sustancial de peso, cambios metabólicos, diabetes o aumento de la presión arterial.


Los efectos adversos del la esketamina han sido reportados como náusea, aumento de la presión arterial, sensación de embriaguez o de resaca y somnolencia.


Somos un grupo de psicólogos online y estamos aquí para ti. Es una buena noticia que aparezcan alternativas de tratamiento para los pacientes depresivos resistentes, siendo hasta el momento los tratamientos combinados los que mayor resultado obtienen.


Los tratamientos combinados son aquellos que mezclan la psicoterapia con el tratamiento farmacológico entregado por un psiquiatra.


Artículos Relacionados:

Comments


bottom of page