googled7f5afa4c62c5bad.html
top of page

Síndrome de Abstinencia. La Reacción a la Dependencia.

Actualizado: 6 feb

Abstinencia, significado: El síndrome de abstinencia es un conjunto de síntomas físicos y psicológicos que pueden ocurrir cuando una persona reduce o deja de consumir una sustancia a la que se ha vuelto dependiente. Este síndrome es común en personas que han desarrollado una dependencia física o psicológica a sustancias como drogas, alcohol o medicamentos.


Psicologo Dependencia

Los síntomas del síndrome de abstinencia alcohólica, o el síndrome de abstinencia de drogas pueden variar dependiendo de la sustancia en cuestión y de la gravedad de la dependencia. Algunos síntomas comunes incluyen ansiedad, irritabilidad, insomnio, sudoración, temblores, náuseas, vómitos, alucinaciones y convulsiones. En algunos casos, el síndrome de abstinencia puede ser potencialmente mortal, especialmente si no se trata adecuadamente.


El tratamiento para el síndrome de abstinencia generalmente implica un enfoque de reducción gradual de la sustancia en cuestión, con el fin de disminuir los síntomas y facilitar la desintoxicación. En algunos casos, también se pueden recetar medicamentos para aliviar los síntomas o para ayudar en la desintoxicación. Además, el apoyo psicológico y terapéutico puede ser útil para abordar la dependencia y prevenir recaídas en el futuro.


¿Cómo saber si una persona ha desarrollado una dependencia física o psicológica a sustancias como drogas, alcohol o medicamentos?


Determinar si una persona ha desarrollado una dependencia física o psicológica a sustancias como drogas, alcohol o medicamentos puede ser un desafío, ya que los signos y síntomas pueden variar según la sustancia y el individuo. A continuación, se presentan algunos indicadores comunes de dependencia:

  1. Tolerancia: La persona necesita una cantidad cada vez mayor de la sustancia para lograr el mismo efecto que antes.

  2. Síntomas de abstinencia: La persona experimenta síntomas físicos y/o psicológicos desagradables cuando no consume la sustancia.

  3. Consumo excesivo o prolongado: La persona consume la sustancia en cantidades mayores o durante períodos más prolongados de lo que inicialmente pretendía.

  4. Pérdida de control: La persona tiene dificultades para reducir o detener el consumo de la sustancia, a pesar de los intentos de hacerlo.

  5. Tiempo dedicado a la sustancia: La persona pasa mucho tiempo obteniendo, consumiendo y recuperándose de los efectos de la sustancia.

  6. Abandono de actividades: La persona abandona actividades sociales, laborales o recreativas debido al consumo de la sustancia.

  7. Consumo continuado a pesar de problemas: La persona sigue consumiendo la sustancia a pesar de ser consciente de los problemas físicos, psicológicos o sociales que causa.

Si se sospecha que alguien puede tener una dependencia de sustancias, es importante buscar ayuda profesional, como médicos, terapeutas o consejeros especializados en adicciones, quienes podrán realizar una evaluación adecuada y recomendar un plan de tratamiento. Además, el apoyo de amigos y familiares también puede ser útil durante el proceso de recuperación.



¿Cómo ayudar a una persona dependiente o adicto?


Ayudar a una persona que padece dependencia puede ser un desafío, especialmente si no reconocen su problema o no desean recibir ayuda. A continuación, se ofrecen algunas sugerencias sobre cómo abordar la situación y brindar apoyo:

  1. Informarse: Aprenda sobre la dependencia, sus signos y síntomas, y las opciones de tratamiento disponibles. Esto lo ayudará a comprender lo que la persona está experimentando y cómo puede apoyarla.

  2. Comunicación abierta y empática: Hable con la persona sobre sus preocupaciones de manera abierta, honesta y sin juzgar. Asegúrese de escuchar sus sentimientos y perspectivas.

  3. Elija el momento adecuado: Evite abordar el tema cuando la persona esté bajo la influencia de la sustancia o en un momento de crisis. En su lugar, elija un momento en el que estén sobrios y receptivos a la conversación.

  4. Ofrezca apoyo emocional: Hágales saber que usted está disponible para brindarles apoyo y aliento durante su proceso de recuperación. Esto puede incluir escuchar, acompañarlos a citas médicas o reuniones de apoyo, o ayudar a abordar problemas subyacentes que pueden estar contribuyendo a la dependencia.

  5. Establecer límites: Es importante protegerse a sí mismo y establecer límites claros en relación con lo que está dispuesto a tolerar. Comunique sus límites de manera clara y coherente y hágales saber las consecuencias de cruzarlos.

  6. Fomentar el tratamiento: Anime a la persona a buscar tratamiento profesional y a explorar las opciones disponibles. Puede ayudar investigando centros de tratamiento, terapeutas o grupos de apoyo en su área.

  7. No culpar ni presionar: Evite culpar o presionar a la persona para que cambie, ya que esto puede hacer que se vuelvan defensivos o resistentes al cambio. En su lugar, enfoque la conversación en sus preocupaciones y deseos de verlos saludables y felices.

  8. Practicar el autocuidado: Cuidar a alguien con una dependencia puede ser emocionalmente agotador. Asegúrese de cuidar su propio bienestar emocional y físico, buscando apoyo de amigos, familiares o profesionales según sea necesario.

Recuerde que el proceso de recuperación puede ser largo y difícil, y la persona puede no estar lista para recibir ayuda de inmediato. Tenga paciencia y esté preparado para ofrecer apoyo a lo largo del proceso.


Entendemos que enfrentar una situación de dependencia puede ser difícil tanto para la persona afectada como para sus seres queridos. Si necesita ayuda o apoyo, le recomendamos que ver a nuestros profesionales aquí.


Nuestro equipo de psicólogos ofrece servicios de terapia y apoyo en diversas áreas, incluyendo adicciones y dependencias. No dude en ponerse en contacto con ellos para obtener más información sobre cómo pueden ayudar a usted o a su ser querido en el proceso de recuperación y en la superación de desafíos relacionados con la dependencia. Recuerde que buscar ayuda es un paso importante hacia el bienestar y la recuperación.

bottom of page